Efemérides Sísmicas: Terremoto de Illapel 2015


El 16 de septiembre de 2015, a las 19:54 hora local, un sismo magnitud 8.4 (Mw), con epicentro en el mar frente a Illapel, Región de Coquimbo, sacudió la zona centro-norte de Chile, y fue seguido por un tsunami.

Este evento corresponde a un sismo interplacas, que se origina a 23 km de profundidad, en la superficie de contacto entre la placa de Nazca y la Sudamericana, donde la primera se desliza bajo la segunda causando el terremoto y produciendo una ruptura que se extendió por alrededor de unos 200 km entre Punta Lengua de Vaca (extremo norte de la Península de Talinay) por el norte y aproximadamente hasta Los Vilos por el sur.

“La tecnología de posicionamiento satelital (GNSS), implementada en el país algunos años antes de este terremoto, permitió conocer de forma rápida el deslizamiento de la placa de Nazca respecto de la Sudamericana, que fue del orden de 6 metros, y las deformaciones del terreno que provocó este terremoto,  con un desplazamiento en superficie de más de 1 m hacia el oeste, además de un levantamiento de la costa del orden de varios decímetros”, indica Sergio Barrientos, Director del Centro Sismológico Nacional.

Este terremoto es el tercero de mayor magnitud desde el 22 de mayo de 1960, superando en tamaño a aquel ocurrido frente a las costas de Pisagua-Iquique el 1 de abril de 2014.

En esta región han ocurrido sismos del mismo tipo con anterioridad, tal como lo fue el terremoto del 6 de abril de 1943, cuya magnitud alcanzó a 8¼, y el de 1880 cuya magnitud se estima en alrededor de 7½ a 7¾ (Lomnitz, 2004).

“El tsunami que produjo este terremoto llegó solamente cinco minutos después de ocurrido el sismo -según reportes de habitantes de la zona costera cercana a zona epicentral-, no se esperaba que fuera tan rápido. Pese a ello, las personas supieron reaccionar y evacuaron hacia zonas en altura”, señala Barrientos. Agrega que “es fundamental la educación para el autocuidado, conocer y tomar los resguardos correspondientes al momento de un sismo cuando uno vive expuesto a la ocurrencia de un tsunami. Que las personas no necesiten que los estén guiando, sino que sepan lo que tienen que hacer de forma autónoma es muy importante. Aquí la educación y los simulacros han cumplido un rol fundamental”.

La mayoría de los sismos de magnitud significativa, que ocurren en la zona de contacto entre placas, produce un número importante de réplicas. Se define como réplica a aquel sismo que ocurre con posterioridad a un sismo de magnitud mayor en un volumen cercano a la falla que se ha activado como respuesta al cambio de tensiones que éste ha generado en la región. Aunque existen varias aproximaciones, una muy utilizada es estimar la longitud de la ruptura asociada al sismo principal y luego extender esa dimensión desde ambos extremos de la falla. Todos los sismos contenidos en esta nueva región, de magnitud menor que el del sismo principal, pueden ser considerados como réplicas.

La principal réplica del terremoto de Illapel ocurrió 24 minutos después del sismo principal y alcanzó una magnitud de 7. Durante el primer año post terremoto se produjeron 4.220 réplicas con magnitud superior a 3.

Illapel2015 total OKImágenes del deslizamiento horizontal (izquierda) y vertical (derecha) que produjo el terremoto de Illapel.